19 mayo 2008

Escayolas policromadas

Es una técnica bastante extendida últimamente donde toda aquella persona con un poquito de interés puede hacer adornos bastante resultones. En este caso, es la restauración de una Virgen del Carmen, deteriorada por el tiempo, desconchada y con suciedad en las hendiduras.

En realidad el proceso es exactamente el mismo que si se trabajara con una escayola nueva, salvo que en aqui, hay que limpiar muy bien la figura con un pincel de cerdas fuertes y si es necesario, algo de alcohol o agua.

PASOS:

- Se procede a pintar toda la figura con pintura acrílica. Dejar secar.

- A continuación una capa de barniz satinado, también acrilico para protejer el policromado. Dejar secar.

- Se le aplica una pátina color siena para darle un poco el aspecto de envejecido, y a la vez, tapa las posibles imperfecciones de las juntas de color. Dejar secar.

- Volver a dar una capa de barniz acrílico y dejar secar.

- Opcional: Para darle más aspecto de nobleza, se le puede aplicar patina dorada con una brocha de estarcir, bastante descargada y aplicarlo suavemente pero con firmeza por todas las zonas sobresalientes, excepto los rostros. Asi destacarán mas los pliegues del ropaje. Este es un ejemplo reciente:
(pincha en la imagen para ampliar)

No hay comentarios:

Publicar un comentario